Programa de Sensibilización de la Perspectiva de Género en la Niñez

Esta experiencia va dirigida a la temática:
Género, Educación y Política Científica
Otro

El Centro de Desarrollo Infantil de la Universidad de Sonora (CDI Unison) es resultado de las luchas de las mujeres trabajadoras que buscaban encontrar mecanismos para armonizar su vida laboral y familiar. El CDI Unison tiene como objetivo garantizar servicios educativos y asistenciales en educación inicial y preescolar, estimulándoles a tener un buen desarrollo en un ambiente de confianza, atención, cuidado y amor; atendiendo las disposiciones y planes oficiales de la Secretaría de Educación y Cultura,  de Protección Civil, de la Secretaria de Salud y de la Universidad de Sonora; su visión se centra en ser un Centro ejemplar e innovador, en constante capacitación para implementar acciones que contribuyan a formar personas íntegras, creativas y autónomas (UNISON, 2019). Apegados a su objetivo y visión se generan programas y proyectos tanto académicos como de formación integral como son los talleres, en donde se desarrollan habilidades en la música, danza, teatro y artes plásticas sin distinción entre niñas y niños.

 

La frase de un niño diciéndole a su mamá afuera del CDI “yo no me quiero quedar porque bailar es de niñas” refiriéndose al taller de danza, fue detonadora para repensar el trabajo que se venía haciendo, -bien por la investigación académica, pero, ¿cómo lo traducimos?- es así como en el 2016 se comienza a gestar el Programa de Sensibilización sobre Perspectiva de Género en la niñez. Éste se desarrolla a partir de acciones concretas: Lotería de oficios, Los Cuentos de la Copechi, La Copechi extiende sus alas y material didáctico con perspectiva de género.

 

El programa estuvo pensado inicialmente para ser trabajado de manera interna en la Universidad de Sonora, sin embargo, a través de las redes de vinculación se ha extendido con un  impacto que trascendido el ámbito de la Universidad . Se trabaja no solo con los públicos internos de la Universidad, sino también con organizaciones y fundaciones, instituciones de gobierno, preescolares y primarias públicas y privadas y con la sociedad en general. El Programa de Sensibilización sobre Perspectiva de Género en la niñez pretende que sus acciones alcancen al mayor número de niños y niñas, pero que también funcione como doble agente al llegar a los docentes y las docentes y padres y madres de familia.

 

Lotería de oficios

Esta acción tiene como objetivo sensibilizar a los niños y niñas del CDI de la Universidad de Sonora sobre la igualdad y equidad de género en las diferentes profesiones y oficios. Se genera un triángulo virtuoso al trabajar con los maestros y maestras que van a presentar su profesión, con las maestras del CDI al otorgarles material para trabajar las distintas profesiones y oficios y con las niñas y las niñas que se les dice que pueden ser lo que quieran ser. La idea central es que un hombre y una mujer presenten su profesión, lo que les gusta, lo que hacen y al finalizar hacer una reflexión acerca de que no importa el sexo, hacen las mismas actividades.

 

La primera fase es trabajar con los docentes, se reúnen el maestro y la maestra que presentarán la profesión, se les explica el programa y la intención, la importancia de enseñarles a niños y niñas que pueden ser lo que quieran ser, también se les explica sobre la relevancia de usar un lenguaje incluyente; después se comenta que es importante realizar alguna actividad sobre la profesión y que ésta tenga sumo cuidado en incluir a todas y todos. En la segunda fase, ayudamos a la maestra y maestro a realizar material didáctico que pueda apoyarlos en la presentación y que los niños y niñas puedan llevarse a su casa para mostrarlo a sus familias. La tercera fase comprende la exposición con el alumnado, se realiza una presentación sobre la profesión donde maestra y maestro intervienen, después se realiza la actividad, pasamos a la ronda de preguntas y respuestas y posteriormente se hace un cierre acerca de que las profesiones no son de hombres o mujeres y se finaliza la presentación. Hasta la fecha han participado físicas y físicos, geólogos y geólogas; matemáticos y matemáticas, enfermeras y enfermeros, bailarinas y bailarines y abogados y abogadas. Esta acción se ha mantenido al interior de la Universidad de Sonora.

 

Los Cuentos de La Copechi[1]

Al hacer la pregunta ¿hay en el CDI material con perspectiva de género con el que las niñas  y los niños puedan trabajar? y la respuesta fue “hace mucho tuvimos pero ya no”; con esa información se escribieron tres historias que después se convirtieron en el libro “El mundo cuadrado” con la consigna de realizar cuatro más para completar La Colección de los Cuentos de la Copechi.

 

El Mundo cuadrado (Rodríguez, 2017) es el primer cuento de la Colección de Los Cuentos de la Copechi editado por el Programa Institucional por la Equidad de Género de la Universidad de Sonora,  está integrado por tres historias: La doctora que quería ser doctora, Max, el niño que preguntó por ellas y Marcela y el mundo cuadrado. Este trabajo es resultado del proyecto de Servicio Social “Pintando un mundo de igualdad” coordinado por la Mtra. Anna Ivette Rodríguez Navarro y llevado a cabo por estudiantes[2] de la Licenciatura en Ciencias de la Comunicación.

 

El libro ha sido el motor para sensibilizar sobre la importancia de la igualdad de género a niños y niñas del CDI pero también fuera del campus universitario. Se han visitado preescolares públicos y privados para contar los cuentos de la Copechi; se trabajó con la Fundación Imagina en el Poblado Miguel Alemán caracterizado por su alta vulnerabilidad ya que cuenta con una comunidad muy alta de migrantes y de población en situación precaria, con los niños y niñas que atiende esta fundación además de contarles los cuentos y hablar sobre los contenidos se les solicitó que fueran ellos los que escribieran las historias, por lo tanto, contamos con aproximadamente cuarenta historias desarrolladas por ellas y ellos.

 

El libro “El Mundo cuadrado” también ha sido vínculo para capacitar a maestros y maestras de educación inicial sobre perspectiva de género. A través de la Unidad de Género de la Secretaría de Educación y Cultura del Estado de Sonora se han desarrollado talleres de capacitación sobre perspectiva de género, estereotipos y roles de género reproducidos en el aula y uso del cuento como herramienta didáctica para mejorar las relaciones de género entre niñas y niños.

 

La Copechi extiende sus alas

El pasado 8 de marzo dentro del marco de la conmemoración del Día Internacional de la Mujer se realizó el proyecto piloto “La Copechi y el Día Internacional de la Mujer”, éste tiene el objetivo de que niñas y niños conozcan los motivos por los cuales se instituyó un día de la mujer, qué no es una celebración sino una conmemoración y que es importante recordar a mujeres que marcan la diferencia en nuestro mundo.

 

Se realizó un cuadernillo que incluía la historia sobre el 8 de marzo, ideas de qué decir sobre este día dentro del aula y la información de cinco mujeres que son ejemplo de empeño, valentía, dedicación y que además rompen con los estereotipos de género tradicionales. Para esta ocasión, cada día durante una semana los niños y niñas conocerían a Joanne K. Rowling, escritora, Amelia Earthart, aviadora, Brenda Chapman, directora de cine, Sarynia Srisakul, bombera y Ashley Fiolek, campeona de motocross.Se diseñaron posters para cada una de ellas con la información básica para que se colocaran en la entrada de las escuelas y que papás, mamás y familiares también pudieran conocer la historia de estas mujeres.

 

Este programa se distribuyó en el CDI de la Universidad y a través de las redes de vinculación, se aplicó en Hermosillo, Cananea y Esqueda en preescolares y primarias. Un caso especial es el CAME 15 en Hermosillo, este Centro acoge a alumnos sordos y alumnas sordas únicamente y decidieron que el proyecto del mes sería el Día Internacional de la Mujer, por lo que tomaron el programa y el libro “El Mundo Cuadrado” como ejes transversales del proyecto. Ha sido de mucho aprendizaje y retroalimentación ya el proceso de recepción y percepción de la persona sorda y la oyente es distinto, comprender esto permite que hagamos las adecuaciones pertinentes para la próxima edición.

 

Material didáctico con perspectiva de género

 

El primer paso que se ha dado en esta acción es la intervención del juego “Mujeres en la Ciencia”, este juego de mesa fue creado por Anouk Charles y Benoit Fries para que su hija tuviera modelos inspiradores de mujeres en la ciencia, ellos crearon la compañía LuanaGames[3] y colocaron el juego con la licencia de “código abierto” y además dieron el permiso para que quién quisiera lo pudiera modificar.

 

Dentro del Proyecto de servicio social “Pintando un mundo de igualdad” coordinado por la Mtra. Anna Ivette Rodríguez Navarro se trabajó en la incorporación de quince mujeres científicas de las Ciencias Sociales,  así como la traducción al español de los perfiles de las 44 mujeres que ya estaban dentro del juego. Dentro del marco del Día Internacional de la Mujer y con el lema propuesto por la ONU “Pensemos en igualdad, construyamos con inteligencia, innovemos para el cambio”, lanzamos el juego “Mujeres en la Ciencia desde la Unison”[4] para que todos y todas puedan descargarlo y jugarlo. Hasta la fecha contamos con información de que algunas Telesecundarias ya lo están utilizando, jugando, aprendiendo y divirtiéndose.

 

 

 

La sistematización de la información, conformación de un equipo interdisciplinario de profesionales, ampliación del impacto y el trabajo con los públicos indirectos son los cuatro ejes centrales en los que hay que concentrarse para la consolidación del Programa de Sensibilización sobre Perspectiva de Género en la Niñez. Dentro de la sistematización de la información es importante concluir con la labor de construcción de manuales de cada una de las acciones para que éstos puedan ser reproducidos y utilizados en las instituciones; en cuanto a la  construcción de un equipo interdisciplinario es fundamental para la generación de material didáctico que contemple etapas del desarrollo y  formas de aprendizaje de los infantes; la ampliación del impacto deberá incluir otras comunidades y si es posible, otros países con el fin de que más niños y niñas puedan ser parte de este proyecto; y en cuanto al trabajo con los públicos indirectos, es decir con padres y madres de familia y particularmente con los maestros y las maestras es importante generar materiales alternos y capacitación que ayuden a romper con el ciclo de reproducción de los roles y los estereotipos de género.

[1] En algunos lugares del estado de Sonora, a las luciérnagas las denominan “Copechis”. Se utilizó este nombre porque se quería enmarcar el material desde lo local – regional.
[2] Imagen de colección y de portada: Gustavo Alonso Moreno Ruiz; Edición: Carla Alejandra Velasco González, Samantha Sarahí Ceballos Arce y Sebastián del Villar Valdez.
[3] Compañía LuanaGames https://www.luanagames.com/index.html
[4] Juego “Mujeres en la Ciencia desde la Unison” se puede descargar en https://drive.google.com/file/d/1-BQ8wodm0r8sPPskDfNo0uVBPwOZP5BI/view?usp=sharing

 

Comparte esta experiencia

Descubre más experiencias de nuestras colaboradoras